Antonio Jose de Sucre

Compartir
GOBIERNO DE ANTONIO JOSE DE SUCRE Y ALCALA (1826 – 1828)

Lugar y fecha de nacimiento.- En Cumaná, Venezuela, el 3 de febrero de 1795 Profesión.- Militar especializado en ingeniería. Estratega, político y filósofo. Esposa.- Mariana Carcelén y Larrea (ecuatoriana). Títulos y honores.- Forjador de la nación boliviana. Segundo Presidente de Bolivia. Gran Mariscal de Ayacucho. General en Jefe del Ejército Unido Libertador. Exaltación al mando.- 3 de enero 1826. Conclusión del mando.- 18 de abril de 1828. Tiempo de su mandato.- 2 años de fructífera administración. Fecha y lugar de su fallecimiento.- Murió en Berruecos el 3 de junio de 1830. Causa de su muerte.- Asesinato.

ACTOS ADMINISTRATIVOS

El Mariscal Sucre que no sólo era un experto y valiente militar, sino también un político de avanzadas ideas, práctico y prudente, supo desarrollar con infatigable laboriosidad todas las leyes cuya ejecución le encomendara la representación Nacional, Organizó la hacienda pública, reglamentando las contribuciones y fundando el crédito público; estableció escuelas y colegios, cárceles y hospitales; sustituyó a la antigua demarcación territorial, la división de departamentos, provincias y cantones; redujo el número de conventos, aplicando a la instrucción parte de sus rentas; decreto la emancipación de los esclavos; proclamó la libertad de prensa y, a mérito de una autorización legislativa, contrajo un empréstito de un millón de pesos destinados a premiar los servicios de los defensores de la independencia. En las relaciones, internacionales su acción fue patriótica y enérgica; celebró con el Perú, un tratado de límites (diciembre 31 de 1826), por el que obtuvo la cesión a favor de Bolivia, de la costa que sobre el Pacífico, se extiende desde el cabo de Sama, hasta el río Loa, comprometiéndose a dar en cambio una indemnización de cinco millones de pesos; pero el general Santa Cruz, que mandaba el Perú, impulsado por sus ambiciones personales, negó por segunda vez a su patria su amplio acceso al mar, desbaratando la previsora estipulación que hiciera el gobierno de Bolivia. Además, el general Sucre intimó al Brasil la desocupación de sus fuerzas que por entonces principiaban a invadir las regiones del Oriente Boliviano, finalmente, el vencedor de Ayacucho, distinguiéndose no sólo por su carácter liberal y progresista; era sincero, generoso y exento de toda vanidad. Por eso, los historiadores lo llaman “el virtuoso Sucre”.

RASGOS BIOGRÁFICOS

Durante la administración de Sucre, el diputado por Potosí, Presbítero Manuel Martín Cruz, hizo dictar la ley que reforma el nombre de la República Bolívar por el de Bolivia: Se reformo el pabellón nacional, sustituyendo la franja superior verde, por la franja amarilla. Organizó la Corte Suprema de Justicia el 16 de julio de 1827. Introdujo en Bolivia un gobierno “modelo” al inaugurar el periodo republicano. Fue el verdadero creador de Bolivia, su organizador inteligente y esforzado. Nació en Cumaná, ahora capital del Estado de venezolano que lleva su nombre, el 3 de febrero de 1795. Hijo de Vicente Sucre y de Manuela de Alcalá. Se alistó en las filas del ejercito patriota a la edad de 15 años, destacándose como oficial de artillería y experto en fortificaciones. Rasgos notorios de su educación y su carácter fueron su extraordinaria capacidad de análisis, su responsabilidad y su resolución. Cumplió, en el ejército Libertador, una carrera meteórica, ya que a los 17 años de edad era miembro del Estado Mayor del Generalísimo Francisco Miranda. La derrota de ese ejército lo llevó al exilio en
Trinidad. Esto le permitió dedicarse al estudio de las matemáticas, el inglés, la historia universal y la cultura en general.
Cumplido su exilio, fue designado Jefe de Estado Mayor de Ejército comandado por el General Santiago Mariño; sirvió también a órdenes de Urdaneta y finalmente en el ejército de Bolívar, quien prontamente captó sus condiciones de militar superior, evidentemente culto. Sucre ascendió rápidamente a General.
Bolívar le nombró Ministro interino de Guerra y Marina, haciéndose al poco tiempo su Jefe de Estado Mayor. En tal calidad fue destinado a consolidar la libertad del Ecuador, con el título de Comandante del Ejército Auxiliar de Colombia.
Las batallas de Yaguachi, la primera que libró en Quito, y la de Pichincha, dieron la ansiada y total independencia al Ecuador, Sucre fue declarado libertador de este país. Cumplida esa tarea, Bolívar destinó a Sucre a consolidar la libertad del Perú, en el que fue bien recibido inicialmente. Impuso el orden, organizó el ejército y preparó la resonante
victoria de Bolívar en Junín, que constituyo un rudo golpe para la corona, ya en transe de perderlo todo.
Fue en el campo de Ayacucho, el 9 de diciembre de 1824, al mando de una ejército de 6.000 hombres, frente a otro de 9.000 hombres integrado por los realistas, donde el joven general Sucre demostró su sapiencia táctica y estratégica, derrotando al ejército comandado por el propio Virrey La Serna. Este se rindió, quedando prisionero junto con el Jefe de Estado Mayor, tres mariscales, once generales, dieciséis coroneles, sesenta y ocho tenientes coroneles, cuatrocientos ochenta y cuatro mayores, muchos más oficiles subalternos y más de dos mil hombre de tropa. En esta batalla se puso fin al dominio español en América, que se había prolongado por tres siglos.
En el Alto Perú y contra voluntad de Bolívar, convocó a una asamblea general que proclamó la independencia de este territorio y se constituyo en república, decisiones que fueron confirmadas por el Libertador, contra su voluntad inicialmente.
Sucre fue Presidente pese a muchas dificultades creadas por miembros del Ejército libertador descontentos y a los propios políticos bolivianos cuya ambición no les permitía aceptar como primer mandatario a un extranjero. Sucre tenía el propósito de abandonar el país en definitiva; pero la falta de recursos económicos le impedía trasladar consigo a las tropas colombianas. Fue entonces que en un amotinamiento, resultó víctima de un atentado consumado por los granaderos colombianos. Aprovechando de estas dificultades, el general peruano Agustín Gamarra invadió el país lo que obligó al Mariscal a renunciar a la presidencia, pese a los cual fue apresado por el Coronel Pedro Blanco para apresurar su salida del país.

Al abandonar Bolivia, el Mariscal dejó un mensaje, un testamento político, en el que pide “preservar por sobre todas las cosas la independencia de Bolivia”. Muy poco tiempo permaneció en Quito, es su hogar, pues, fue nuevamente llamado por Bolívar que le nombro comandante de la campaña para contrarrestar un ataque peruano a Colombia. En la batalla del Portete de Tarqui alcanzó su
última victoria militar, esta vez sobre el ejército peruano comandado por La Mar y Gamarra. Elegido presidente del congreso fue víctima de la politiquería que le impulsó a dejarlo todo y marcharse a Quito; la montaña de Berruecos, el 3 de junio de 1830. Bolívar, verdaderamente acongojado al recibir la noticia exclamó: “Se ha derramado la sangre de Abel”. Posteriormente, comentó:”Yo creo que la mira de este crimen ha sido privar a la patria de un sucesor mío”. En Bolivia, la capital de la república lleva, honrada, su nombre.

RASGOS FÍSICOS
Era de estatura mediana, delgado y de buena apariencia militar. Su rasgo facial más característico era el pelo ensortijado y negro que ya retrocedía en las sienes, una prominente nariz aguileña, ojos oscuros y penetrantes con cejas delineadas y arqueadas, barba oscura, siempre bien afeitada, patillas elegantes y una boca sensual y delicada.

RASGOS DE SU PERSONALIDAD


Un hombre joven de gran inteligencia, fuerte, enérgico, audaz, muy afectuoso y cortés para todos, muy apreciada por quienes le conocían. Su modestia era grande, así como su abnegación y talento. Era la encarnación de los más avanzados principios republicanos y el más completo caballero.

SINOPSIS HISTORICA DEL MARISCAL DE AYACUCHO


Antonio José de Sucre, de 1795 a 1830. Libertador venezolano nacido en Cumaná el 3 de febrero. “Gran Mariscal de Ayacucho”, distinción que le otorgo el Congreso Peruano y una de las figuras más puras de la Epopeya Libertadora.
Luchó al lado Miranda (1812) de Piar y Bermúdez en 1813, y de Bolívar: Jefe del Estado Mayor del Ejército Libertador (1819), negoció con Morillo el Tratado de regulación de la Guerra en 1820.El 24 de Mayo de 1822 ganó la Batalla de pichincha, que dio libertad al Ecuador, y la batalla de Ayacucho, el 9 de diciembre de 1824, que selló el destino del continente.
Organizó políticamente el Alto Perú, que la Asamblea de Chuquisaca, el 6 de agosto de 1825, convirtió en la República de Bolívar. Un poco más tarde, por resolución del Congreso de la Nación, se la declaró República de Bolivia, con su capital Sucre.

En septiembre de 1826, el congreso lo nombró Presidente Vitalicio de la Nueva República, cargo que sólo aceptó por dos años; mas pronto hubo de enfrentarse a una creciente reacción nacionalista y a una serie de motines, que culminaron con la intervención armada del Perú.
Sucre envió su renuncia al Congreso que al fin fue aceptada (agosto 1828). Volvió a Colombia y dirigió la guerra contra el Perú venciendo a La Mar en el Portete de Tarqui el 27 de Febrero de 1829.
Tags:

Publicado por

Aun no compre hojas en blanco para escribir mi biografía, pero de todos modos tratare de apresurarme.

13 comentarios:

Por favor procura que tus comentarios estén dentro del tema, que no sean promocionales (spam), ilegales u ofensivos, de otro modo, serán borrados.

 

Popular Content

Gadgets para Blogger

Lo ultimo

Reciba via-email

¿¡Que es pues esto!?

Este es solo un blog que publica lo que le da la gana.
Copyright © Bolesfera | Plantilla diseño por Templateism.com